Se perfilan por el PRI a la presidencia

Con el propósito de acompañar al Profesor Humberto Moreira en su informe, se dieron cita en el municipio de Hidalgo los cuatro agentes principales de los que dependerá la elección del candidato presidencial del PRI para el 2012.

La presidenta del revolucionario institucional, Beatriz Paredes, que a pesar de ser la única mujer con el suficiente poder político dentro de ese partido para solicitar o inclusive exigir participar en la carrera a la silla del ejecutivo nacional, exhibió en la pasada negociación del paquete fiscal con la gente del presidente Calderón, un estilo de hacer política a la antigua. Pactó el incremento en el impuesto al valor agregado, dejando a muchos con el antojo de una postura más contundente en contra del ya muy aludido paquete fiscal.

El segundo de los actores relevantes en el tricolor, es Manlio Fabio Beltrones, el líder de los senadores de ese partido. El político sonorense representa a un priísmo inteligente, moderado y razonado en su actuar, pero también se le relaciona con las prácticas negativas del PRI de antaño.

Sin duda es Enrique Peña Nieto el tercero de los personajes importantes en la sala de espera para encabezar candidatura del PRI a la presidencia de la república. Desde que comenzaba su administración, la popularidad del mexiquense consecuencia del dinamismo y frescura de su gobierno, así como de los altos niveles de aprobación de su imagen personal principalmente en el electorado femenino, lo colocaron no solo como el candidato ideal, sino como el ya virtual presidente de México.

La popularidad de cada uno de las figuras mencionadas o su capacidad de cabildeo al interior o exterior de su partido, poco tienen que hacer si no cuentan con el apoyo del cuarto elemento en la carrera del PRI al gobierno de México. Los gobernadores priístas.

El respaldo de los 19 mandatarios estatales del revolucionario institucional o inclusive el apoyo de aquellos con mejores números la administración de sus estados y en la penetración del electorado, marcará la diferencia para designar al abanderado tricolor.

Si el PRI ahora tuviera una mamá, ésta sería Beatriz Paredes, el padre de familia Manlio Fabio Beltrones, el hijo consentido Enrique Peña Nieto y la bola de hermanos los gobernadores priístas.

De aquí a al primero de julio del 2012, observaremos si los priístas se conducen a la carrera electoral como una familia funcional, unida y llena de entendimiento entre sus integrantes. O como en la telenovela Cuna de Lobos, donde por obtener el objetivo final, se recurra a las tácticas engañosas y a los juegos de poder entre los habitantes de un mismo techo.

Decía el escritor trágico griego, Eurípides de Salaminia:

Más vale un entendimiento que muchas manos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s